Ideología y dibujitos

Una pequeña compilación de mi investigación de hoy, para los que quieren tener algunas referencias históricas.

Clásico de clásicos, Steamboat Willie.

Lo cual me llevó a otro clásico, El aprendiz de hechicero, con música de Dukás. Esto es de Fantasia.

Ambos tienen mucho de perverso, como también éste de Porky in Wackyland.

Y uno de los que más me gustaron, Duck Amuck, juegos surrealistas con el pato Lucas.

Me gustaría comentar mucho más sobre cada uno de ellos, pero ya tengo sueño. Cumplo con compartirlos, encontré más, pero estos son los más interesantes. Adorno y Horkheimer dixit:

Si los dibujos animados tienen otro efecto, además del de acostumbrar los sentidos al nuevo ritmo de trabajo y de la vida, es el de martillear en todos los cerebros la vieja sabiduría de que el continuo maltrato, el quebrantamiento de toda resistencia individual, es la condición de vida en esta sociedad. El Pato Donald en los dibujos animados, como los desdichados en la realidad, reciben sus golpes para que los espectadores aprendan a habituarse a los suyos.

Un poco extremos los muchachos en Dialektik der Aufklärung, pero no deja de ser sugerente.

Anuncios

3 comentarios sobre “Ideología y dibujitos

  1. Y al mismo tiempo, uno podría ver en la persecusión del Coyote el movimiento casi dialéctico-lacaniano de la persecusión del objeto del deseo por parte de un sujeto que percibe en sí mismo algo-que-le-falta (el ejemplo no es mío, sino del maestro Montalbetti).

    Por supuesto, eso no significa que tenemos que complicarnos la vida leyendo todo lo simple como estructuras o ideas más complejas. Ése es el camino más seguro hacia el aburrimiento, la locura, o la combinación exitosa de ambos. Lo interesante no es tanto esa sobrelectura del mundo, como el hecho de lo que mencionas al preguntar si no es así la vida: y sí, claro, en estas creaciones reflejamos estos universos privados que encerramos y construimos y luego liberamos. Lo interesante está, justamente, en que cuando volvemos sobre ellos podemos descubrir tanto que no sabíamos sobre nosotros mismos.

    ¿Por qué queremos saber esto que no sabíamos sobre nosotros mismos? Porque no tenemos idea, realmente, de por qué hacemos lo que hacemos, y solemos buscar pautas. A veces es el coyote el que nos ilustra mejor, a veces Marvin el marciano, a veces el pato Lucas. Personajes, arquetipos, de alguna manera buscamos alguna referencia que nos dé algún sentido.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s