¿Qué dice la filosofía?

No lo sé, y yo la estudio.

La pregunta no es tanto por qué nos viene diciendo porque dice muchas cosas, sino más bien por qué nos dice ahora. ¿Qué puede decirnos la filosofía actualmente? Los más crueles dirán que nada, pero si finalmente están leyendo esto algo deben creer que tengo yo que decir y quizás por extensión la filosofía.

Condicionar el pensamiento estrictamente a su utilidad ha sido uno de los peores vicios de la civilización occidental de los últimos años. Que no es lo mismo que decir que el utilitarismo es un vicio de la civilización; por lo demás, me resulta interesantísimo. Pero el juicio de valor que hoy se hace del pensamiento y de las ideas se hace a partir de una concepción sumamente restringida de valor: valor monetario, valor financiero, réditos, rentabilidad.

La filosofía puede decirnos mucho de muchas cosas. Incluso puede ayudarnos a entender mejor una empresa, y existen interesantes experiencias en esa línea, aunque muchos piensen que la cosa no debe ir por ahí. Pero he aquí una idea loca, por lo demás filosófica: ¿qué tal si NO depredamos el mundo con nuestras actividades de consumo y producción, y así NO nos convertimos en una especie inviable en un planeta muerto? Lo dejo como sugerencia en el aire. En fin, con esto nos es más o menos claro que la filosofía, en realidad, puede meterse en muchos lugares, frecuentemente sin ser invitada y frecuentemente también para quedarse.

¿Qué más nos puede decir la filosofía? Pues hoy los dejo con una intuición de los últimos días: la gratuidad. La posibilidad de pensar sin estar atado a ningún marco, método u objetivo específico, sino de poder especular un poco libremente y a partir de ello trazar una serie de asociaciones coherentes. ¿Por qué sería esto importante? Pues porque si no, no hay de dónde pueda surgir la innovación. Si nos limitamos a utilizar las herramientas conocidas sobre problemas conocidos, no hay mucho nuevo bajo el sol. La filosofía nos da un conjunto de herramientas conceptuales para lidiar con problemas que, según la perspectiva, pueden tomarse como problemas filosóficos, a menudo cuando ya se considera que no tienen una solución.  Pero más que eso, nos da la posibilidad de hacer filosofía sin usar esas herramientas, o usando las herramientas sobre las herramientas, o en fin, simplemente jugando libremente para ver qué pasa.

Claro, esto se hace desde un contexto, dentro de una tradición y demás salvedades. Pero saben a lo que me refiero. La filosofía puede hacerse, según una metáfora que escuché el otro día, como una licuadora. Uno mete una serie de cosas, enciende y prueba a ver qué pasa. Si algo nos dice la filosofía desde hace 2500 años, y esto no debería ser dejado de lado, es que esta forma (medianamente) desinteresada de pensar es algo bueno y valioso, que no debería ser dejado de lado porque así lo considere la moda de turno (por más que el turno venga durando unos 200 años).

Anuncios

2 comentarios sobre “¿Qué dice la filosofía?

  1. bueno ese dia fue una esperienciaepara mi por q me sentti asustada y fue la primera ves para mi bueno ccon esto le digo q los q sufrieron esto q fue a causa de la naturaleza bueno q asi y q el gobierno de be hacer algo para q no se puedan caer facilmente las casa por q hay gente pobre q vvivia ahi
    bueno eso es todo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s